Segundo tema Copy

Progreso del Lección
0% Completado

Memoria y emoción

Antes de continuar con el siguiente tema, revisemos un poco el significado del nombre de este curso: “La emoción es la clave. Las buenas historias suceden mientras se leen”. En momentos anteriores ya hemos hablado de la importancia de la emoción para establecer la conexión con el lector; esa emoción permitirá mantener su atención a lo largo de la lectura y por consiguiente, ayudará a que genere un mayor impacto y recordación.

Ahora, cuando decimos que “las buenas historias suceden mientras se leen”, nos referimos al carácter dinámico y temporal que tiene la literatura. Cuando leemos una buena historia nos conectamos con los personajes de tal modo que vivimos (y sentimos) sus triunfos y vicisitudes como si estuvieran ocurriendo en tiempo real, queremos saber “qué pasará” como si de un momento futuro se tratase, cuando realmente toda historia (real o ficticia) ocurre en un tiempo pasado y, por eso es que el escritor es capaz de narrarla. Al escribir (si la historia es verosímil) suspendemos la incredulidad del lector, transformamos el sentido del tiempo, hacemos que se desdoble y se sienta un personaje más de la historia… y todo esto ocurre gracias a la capacidad del escritor de despertar emociones.

Para profundizar en estos temas te invitamos a:

  1. Revisar el recurso “Memoria y emoción”.

  2. Ver la video-lección “Usemos adjetivos solo si es necesario”.



    Con estos recursos veremos la importancia de despertar las emociones sin tener que nombrarlas de manera explícita, sino a partir de la evocación de las mismas en el lector, mediante situaciones con las que se pueda sentir identificado. Los siguientes temas que trabajemos nos ayudarán a comprender mejor cómo podemos hacer esto.
   Recurso